Propuesta Indecente — Serie Propuesta Libro I

Propuesta Indecente — Serie Propuesta Libro IES

Isabella Rossi  Completo
goodnovel16goodnovel
9.9
Reseñas insuficientes
30Capítulos
13.4Kleídos
Leer
Añadido
Denunciar
Resumen
Índice

PROPUESTA INDECENTE — LIBRO 1 Camile ha pasado por mucho. Desde pequeña, ser la hija de George Staton, un magnate de la industria aeronáutica y automotriz, solo le ha dado puros dolores de cabeza y decepciones. Primero; todo el mundo la adulaba y buscaba su aprobación en todo, cosa que le fastidiaba. Y segundo; no había podido tener una relación normal y auténtica con ningún muchacho a causa de su fortuna. Siempre resultaba que estaban con ella por conveniencia y no por amor. Hasta que decide, que podría utilizar aquello a su favor... ¡¿Y por qué no?! Hacer lo mismo que hacen los hombres de su círculo. Decidió que buscaría un acompañante masculino para satisfacer sus necesidades y el trato estaría estipulado a través de un contrato donde ella pagaba, mandaba e imponía, y la otra parte, como cualquier sumiso, debería de cumplir sus caprichos dentro y fuera de la cama. De aquella manera, simplemente se ahorraría unas cuantas lágrimas y millones de dólares al evitar que pusieran a merced de la prensa su intimidad. Entonces, apareció Henry Ross; un muchacho fuerte en todos los sentidos. Era apuesto... demasiado. Obstinado, orgulloso y brutalmente honesto. Sin embargo, la oferta hecha por Camile le pareció una locura, y aunque al principio se negó, un gran problema financiero lo obligan a aceptar aquella propuesta indecente. ¿Cómo terminarán las cosas entre los dos?

Leer más

También te gustarán

Comentarios Deje su reseña en la aplicación
No hay comentarios
30 chapters
INTRODUCCIÓN
Camile ha pasado por mucho.Desde pequeña, ser la hija de George Staton, un magnate de la industria aeronáutica y automotriz, solo le ha dado puros dolores de cabeza y decepciones.Primero; todo el mundo la adulaba y buscaba su aprobación en todo, cosa que le fastidiaba. Y segundo; no había podido tener una relación normal y auténtica con ningún muchacho a causa de su fortuna. Siempre resultaba que estaban con ella por conveniencia y no por amor.Hasta que decide, que podría utilizar aquello a su favor...¡¿Y por qué no?!Hacer lo mismo que hacen los hombres de su círculo.Decidió que buscaría un acompañante masculino para satisfacer sus necesidades y el trato estaría estipulado a través de un contrato donde ella pagaba, mandaba e imponía, y la otra parte, como cualquier sumiso, debería de cumplir sus caprichos dentro y fuera de la cama. De aquella manera, simplemente se ahorraría unas cuantas lágrimas y millones de dólares al evitar que pusieran
Leer más
CAPITULO 1
UNA ALOCADA IDEA—Gina, por favor encárgate de buscarme una nueva asistente; ya sabes cuales son mis condiciones —dije, mientras caminaba a toda prisa desde el elevador hasta mi oficina.Gina era mi mano derecha, pero siempre tenía una secretaria privada que se encargaba de todos mis asuntos particulares.—Sí, señorita Staton —respondió, caminando a mi lado y tratando de seguirme el paso mientras anotaba todo en una tableta—. Si cumple con los requisitos; ¿puede ser un asistente varón?—En absoluto, Gina —negué—. Los hombres no toleran que las mujeres les den órdenes y no me veo pidiéndole a un tipo, que me haga cita con la depiladora —repliqué burlona y Gina simplemente asintió. Tenía apenas mi edad, pero parecía mucho mayor. Tanto por aquellas gafas enormes que ocultaban sus bellos ojos azules y el traje de abuela que disimulaba la envidiable figura que tenía.—Perfecto —habló, mientras ingresamos a mi despacho y amb
Leer más
CAPITULO 2
¿QUIÉN ES HENRY ROSS?Henry RossDespués de haber chocado con aquella menuda mujer que creó cierta tensión en mi cuerpo, me había marchado de Staton Company directamente a la oficina contable donde laboraba desde hace dos años.La paga no era mala, y la experiencia que adquirí a lo largo de ese tiempo no tenía precio. Mi jefe era bastante considerado con mis problemas personales por lo que no se me había cruzado la idea de buscar otro trabajo. Sabía que podría encontrar uno mejor con un sueldo más elevado, pero por mi situación, necesitaba estar en un ambiente donde comprendieran lo que pasaba en casa y me dieran los permisos que necesitaba.Las cosas seguían el curso habitual, hasta que una semana después, George, mi jefe, me comunicó que ya no podría seguir trabajando para su empresa.Al momento, no comprendí nada. Las razones que me daba, eran meras excusas, pero no podía ni quería entrar en conflicto con él
Leer más
CAPITULO 3
LA PROPUESTACamileCuando vi a Henry enfundado en aquel traje Dolce azul cielo de tres piezas, y la camisa blanca a medio abotonar, bajo la chaquetilla que definía su estrecha cintura y su torso amplio, sonreí de manera estúpida sintiéndome la mujer más afortunada del mundo.Por su semblante, pude adivinar que no estaba para nada a gusto, pero con el correr de los minutos y un poco de champagne de por medio, fue aflojando la tensión que tenía su cuerpo.Mentiría si no dijera que disfrutaba como mis ex amigas me veían con envidia por andar del brazo del hombre más atractivo del evento. No había dudas de aquello. Henry era demasiado guapo para su propio bien y aquellas mujeres lo veían de la misma manera en que lo hacía yo: con deseo.Todo iba de maravilla. Henry intercedió en varias ocasiones por mí, cuando conversamos con el inversionista español y conseguí que aceptara reunirse conmigo la siguiente s
Leer más
CAPITULO 4
LA DECISIÓNHenrySalí como alma que lleva el diablo de la oficina, y ni que decir de Staton Company.¿Pero qué carajos tenía en su cabeza aquella mujer?Se había chiflado por completo al proponerme semejante barbaridad, semejante estupidez.¿Cómo se le ocurrió que yo fuera precisamente la persona a quién le ofreciera aquello?¡Ahhh! Tenía ganas de retorcerle el pescuezo a esa insufrible mujer que para variar, me atraía locamente.Desde que había compartido la cama con ella, en mi interior se instaló un extraño sentimiento que me hacía añorarla. Pero como bien había aprendido a lo largo de mi vida, las cosas nunca eran color rosa y la vida siempre golpeaba de manera cruel a los que se descuidaban de la realidad. Por esa razón, jamás me perm
Leer más
CAPITULO 5
EL INICIO DE TODOCamileEsa mañana, cuando había llegado a la empresa, una inexplicable ansiedad me carcomía en mis adentros.Ayer Henry se había marchado furioso por la propuesta que le había hecho y eso, aunque quisiera negarlo, me deprimía.Extrañaría todas nuestras mañanas en las que, mientras él se esmeraba en explicarme sobre economía, yo simplemente me deleitaba con su compañía, con su presencia y ese rostro perfecto que casi nunca dejaba vislumbrar una sonrisa.Henry, para ser un joven de mi edad, apenas sonreía y a veces hasta se mostraba tosco y reacio a hacer vida social con otras personas de aquí. Sin embargo, no hacía falta ser demasiado inteligente para darse cuenta que había recibido una muy buena educación.¿Sería posible que sus padres hubieran sido de una clase privilegiada y hayan sufrido una crisis económica?Sus modales eran exquisitos, como si hubiera tenido una maest
Leer más
CAPITULO 6
UN EXQUISITO ENCUENTRONuestros cuerpos ardían por la pasión desbordada que nuestra piel emanaba, por los deseos y las ganas reprimidas que había guardado por él desde el momento en que lo vi.Comencé a desprender su camisa de manera desesperada, apartándola de su cuerpo como pude. Mis manos recorrieron su torso duro, bronceado y perfecto, bajando lentamente por su abdomen plano.De repente, me detuve y vi en sus ojos la confusión. Lentamente aparté mis piernas y me puse de pie, alisando mi vestido. Me volteé dándole la espalda, y sobre el hombro le lancé una mirada sensual.—¿Puedes? —pregunté, apartando mi cabellera para dejar a su vista la cremallera de la prenda. De inmediato, sentí sus manos firmes y seguras, bajando lentamente el cierre del vestido, mientras las yemas de sus dedos rozaban de manera leve la piel de mi espalda
Leer más
CAPITULO 7
CONFESIÓN Y DECEPCIÓNMientras caminaba a través del pasillo, divisé una tenue luz desde el salón del piso. Mi corazón comenzó a taladrar a mi pecho ante la posibilidad de que no se hubiera ido, de que no me hubiera dejado después de que claramente, aunque me costara admitirlo y aun peor, aceptarlo, habíamos compartido más que nuestros cuerpos, más que un simple deseo arrasador.Caminé apresurada hacia esa pequeña fuente de luz, arrastrando la tela de la sábana matrimonial que cubría mi diminuto cuerpo.El salón era amplio y solo contaba con pocas cosas porque no pasaba casi tiempo aquí.En el centro tenía un enorme sofá color marfil con una mesita en frente; y un mobiliario con el televisor y un equipo de audio un poco más retirado. A cada lado del sillón, habían dos mesitas de cristal
Leer más
CAPITULO 8
SENTIMIENTOS ENCONTRADOSHenrySalí desesperado de la habitación y del piso de Camile.Oírla decirme que necesitaba que sanara las heridas que otro dejó, me hizo ver que nuestra historia, desde el principio, desde el momento en que acepté esa estúpida propuesta, estaba mal y estaría peor si no reaccionaba.Sabía de antemano que mis sentimientos estaban expuestos desde el primer día en que la vi, y cuando la tuve en mis brazos, supe que los sentimientos de Camile, también estaban involucrados en este absurdo trato.Así, me era imposible seguir.No quería enamorarme para luego terminar destrozado otra vez. No, de nuevo.Y Camile podía lograr aniquilarme por completo si así lo deseaba.Aunque durante nuestro encuentro en la cocina, traté de apartar mis miedos, mis temores más pr
Leer más
CAPITULO 9
CRISTOPHER WILLIAMSCristopher WilliamsDespués de una nueva discusión sobre mi estilo de vida y oírle a mi padre reprocharme por los lujos que seguía manteniendo sin tener un céntimo en el bolsillo, había entrado al pequeño estudio de mi apartamento a meditar sobre cómo resolvería de una vez mi situación.De inmediato y completamente excedido por los insultos y reclamos de papá, me serví un escocés y tomé asiento en el mullido sillón detrás del escritorio macizo que adornaba la habitación.Volver a ver a Camile después de mucho tiempo, había removido en mi memoria todos los sucesos que desencadenaron en nuestra ruptura y en la ruina total de mi familia.Mi misión era simple y sencilla: seducir a Camile Staton, hija del magnate George Staton, quien por cierto, me detes
Leer más