Luna en Construcción

Luna en ConstrucciónES

Sandy Co  En proceso
goodnovel18goodnovel
0.0
Reseñas insuficientes
12Capítulos
41leídos
Leer
Añadido
Denunciar
Resumen
Índice

Descubriremos que pasa después del "Y vivieron felices por siempre" Una vez que lograron reconocerse como pareja, Sylvia y Callan deberán aprender a convivir día a día, la diferencia de edades jugara un papel importante. Las personalidades tan diferentes de ambos les darán duras lecciones que pueden unirlos más o terminar por darle la razón a Sylvia si llegaran a fracasar. El hecho de que estén atados por ese vínculo especial que comparten los de su clase no significa nada para ambos. Estuvieron de acuerdo que esa relación crecerá junto con ellos o terminara si es que alguno de los dos así lo decide.

Leer más

También te gustarán

Comentarios Deje su reseña en la aplicación
No hay comentarios
12 chapters
Conózcanme
Titulo original: Luna en ConstrucciónReservados todos los derechos. Queda prohibido copiar, reproducir, distribuir, publicar, transmitir, difundir, en cualquier modo explotar cualquier parte de está obra literaria sin la autorización previa por escrito del autor o de los titulares correspondientes. Sin embargo, usted podrá disfrutar del material, sujeto al uso exclusivamente personal y no comercial limitado a su lectura en las aplicaciones designadas por Buenovela. Ⓒ 2022 by Sandy Co.❉❉❉❉❉❉❉❉❉❉❉❉❉❉❉❉Descubriremos que pasa después del "Y vivieron felices por siempre"Una vez que lograron reconocerse como pareja, Sylvia y Callan deberán aprender a convivir día a día, la diferencia de edades jugara un papel importante. Las personalidades tan diferentes de ambos les darán duras lecciones que pueden unirlos más o terminar por darle la razón a Sylvia si llegaran a fracasar.El hecho de que estén atados por ese vinculo especial que comparten los de su clase no significa nada para ambos.
Leer más
Divo-Luna
Callan Decisiones, decisiones..., son importantes. Como las que hice: esperar por mi otra mitad, amar a la mujer que la Diosa Luna emparejo conmigo, luchar por su amor, esforzarme cada día y mostrarle mi amor. Los dos años que pedimos de plazo para que nos entregaran las riendas de la manada de Peakwood llegaron muy rápido, habíamos cumplido algunos de los objetivos que nos habíamos trazado; uno de ellos y el más importante para mí, fue seguir a lado de mi bella Sylvia. Su independencia y carácter me mostraron lo que era ser un líder innato, la admiraba, había ocasiones en que su terquedad nos enfrentaba, me di cuenta que con el paso del tiempo se desarrollaba en mi la necesidad de Deo por mostrar su naturaleza Alfa, aunque este siempre meneaba la cola al ritmo que tocaba Sylvia. Al regresar de Finlandia, ya teníamos los planes de celebrar todo de una sola vez, nuestra unión como pareja y el nombramiento como Alfa y Luna de Peakwood. Era algo que tenía a la manada en un estado de
Leer más
Completamente ¡mía!
Callan Tomé su rostro en mis manos y la vi con tanto amor — Callan, tú nunca me dejas de sorprender y debo confesarte que a veces no me siento merecedora de tu amor. Ahora sabía que tanto ella como yo teníamos esos temores, quizá la idealización y admiración que tenemos por el otro acrecienta nuestros miedos. — Eres perfecta para mí, me complementas perfectamente y me das balance — además de mis acciones intento hacerle saber con palabras como me siento respecto a ella, es difícil hablarle de mis resquemores, principalmente porque no quiero que me vea como alguien dependiente por mi juventud. — Tú siempre sabes que decirme, mi corazón se tranquiliza y me siento tan contenta a tu lado — levante su mentón y la bese, era un sentimiento satisfactorio saber que se siente a gusto a mi lado, por ahora me basta, quiero lograr que se hallé segura conmigo, en todos los aspectos. Esparcí pequeños besos por su rostro y escuché su risa, ese sonido me hace feliz de formas que jamás pensé sería
Leer más
La nueva marca
La nueva marcaCallan Un día y medio es lo que le tomo exactamente a Sylvia para despertar, yo me la pase a su lado de todos modos mi trabajo y todo lo que hago lo llevo de forma remota conmigo y creo que así será por lo que reste de mi vida. En ciertas ocasiones hemos tenido que separarnos por nuestras obligaciones, tanto Deo como yo lo sufrimos demasiado, al grado de no poder concentrarme al 100% en lo que tenía frente a mí, lo máximo que duramos aguantando esa tortura han sido tres semanas. Ahora el estudio que tenía Sylvia lo eh convertido en mi santuario de arquitectura añadiendo una mesa para mis planos. Poco a poco los espacios que frecuentamos se han ido transformando para dar cavidad al otro. Una asimilación gradual que se va sintiendo cada vez más real. Para mi este tiempo que tuvimos antes de volvernos Alpha y Luna de Peakwood, ha sido de vital importancia, un periodo que se podría ver como de noviazgo. Ahora mismo estoy realizando la corrección de unos planos y me l
Leer más
Piensa
Sylvia Mis mañanas no han cambiado mucho, creo, estando con Callan siempre despierto con la alarma un hábito que le gusto y que no quiso cambiar por más que le dije que por mi estaba bien, amanecer enrollada a su cuerpo como si fuera una serpiente es tan revigorizante. Hoy no lo encuentre a mi lado, hago uso del enlace mental — ¿Callan? — lo llamo, es cómo tocar a la puerta. — En el estudio — me responde al instante. Empiezo con mi día porque debo ir a la oficina, cosas que debo hacer antes de ausentarme para celebrar nuestra unión. Vestida y lista necesito despedirme de Callan, lo encuentro muy ocupado frente a su computadora y escribiendo a una velocidad increíble, al parecer le eh distraído y ahora está a toda marcha, alza la vista sin dejar de escribir y sonríe. — Solo vine a decirte que ya me voy y que tal vez llegue tarde — al tener solo asomado medio cuerpo, pretendo solo salir, pero él levanta una mano y me llama con el dedo índice. Camino hasta el escritorio y me hace
Leer más
Pretensiosa
PretensiosaCallan Está mujer nunca me dejara aburrirme, al parecer quiere presumirle a todo mundo su luna y por mí no tengo problemas, en un principio quería llevarse más vehículos, la logre convencer que no los necesitaba. Aquí nos encontramos rumbo al aeropuerto de La Guardía, Noa lleva manejando el Lamborghini y ella y yo vamos en el Bugatti, nos dan acceso para pasar y suben los carros a un avión de carga en el cual Sylvia nos hará abordar. Jamás esperé viajar en uno de estos, yo que pensé que serían austeros, fue un gran descubrimiento ver que tienen un área igual a la de clase business en los aviones comerciales, ya me había imaginado viajando como las películas retratan estos transportes. Nos esperaban en el aeropuerto, Frank, Adam y algunos guardias; en lo que esperamos a que bajaran los autos, llame a Frank para informarle que no llegaríamos en un vuelo comercial, le conté que Sylvia rento un avión de carga, Sylvia me prohibió decirle que era lo que llevábamos. Al sal
Leer más
Desaprobada
Sylvia Regularmente Callan nunca se mete con mi guardarropa o lo que uso, fue raro que sugiriera que usara una elección no muy apropiada. Pero siendo la primera vez supongo me deje llevar por sus palabras y quererle dar gusto. Luego me arrepentí un poco al notar las caras de los presentes en la cena, era obvio que estaban siendo muy juiciosos con mi vestimenta. En ese momento recordé que por ello no me gustan las mandas y sus ambientes tóxicos, en donde se sienten con la autorización de andar juzgando a todo y todos. Eso solo me hizo caminar más segura y alzar el mentón y aferrarme más fuerte del brazo de Callan, no podía culpar a los presentes de sus pensamientos y opiniones anticuadas si la misma Luna regidora me desaprobaba, la note meneando ligeramente la cabeza nada más verme. Ese gesto por supuesto que me hirió, no supe en qué momento esta persona dejo de ser la cálida Luna que conocí hace tiempo, no la justifico pero debería dejar el pasado, tiempo ya le di, dos años en los
Leer más
Aún no es nuestra Luna
Sylvia Un baño rápido y fui enseguida a tomar mi desayuno, sería afortunada si encontraba algo con tanto lobo hambriento, serví mi plato de forma copiosa, sentía morirme por haber utilizado toda esa energía. No me senté en la mesa de los Alfas pues no había nadie, me invitaron a una mesa con los jóvenes con los que había entrenado Carl, John, James y otros, eran muy divertidos su humor era ácido y me hacían sentir cómoda y joven de nuevo. Poco a poco fueron llegando todos hasta los del grupo elite, Shaun vino a nuestra mesa y se hizo un lugar a mi lado, todos reíamos sobre cómo le había roto la nariz, yo les dije que había sido algo de maña y que no era nada. Callan llego y se fue a sentar a su mesa junto con Adam, Karla y Noa, al verlo. — ¡Guapo!, ¿cómo estuvo tu entrenamiento? — le cuestione flirteando un poco, a través del enlace mental. — Muy bien y a ti, ¿cómo te fue? — en vez de responderle solo lo deje ver mi combate con Shaun. Llegaron más personas a tomar su desayuno
Leer más
Aún no es nuestra Luna
Sylvia Un baño rápido y fui enseguida a tomar mi desayuno, sería afortunada si encontraba algo con tanto lobo hambriento, serví mi plato de forma copiosa, sentía morirme por haber utilizado toda esa energía. No me senté en la mesa de los Alfas pues no había nadie, me invitaron a una mesa con los jóvenes con los que había entrenado Carl, John, James y otros, eran muy divertidos su humor era acido y me hacían sentir cómoda y joven de nuevo. Poco a poco fueron llegando todos hasta los del grupo elite, Shaun vino a nuestra mesa y se hizo un lugar a mi lado, todos reíamos sobre cómo le había roto la nariz, yo les dije que había sido algo de maña y que no era nada. Callan llego y se fue a sentar a su mesa junto con Adam, Karla y Noa, al verlo. — ¡Guapo!, ¿cómo estuvo tu entrenamiento? — le cuestione flirteando un poco, a través del enlace mental. — Muy bien y a ti, ¿cómo te fue? — en vez de responderle solo lo deje ver mi combate con Shaun. Llegaron más personas a tomar su desayuno
Leer más
Manada inquieta
Callan Al informarme que Sylvia se dirigía de regreso a la casa después de su exploración me sentí aliviado, un extraño pensamiento se instaló en mí, uno en donde ella simplemente mandaba todo a la mierda, yo incluido. A pesar de conocer de su carácter y temple. Desde que sentí su incomodidad y luego claramente percibí que no estaba feliz como cuando llegamos, más aún me bajo el ánimo el hecho de que no acudiera a mí, lo atribuí a esa independencia suya. Por supuesto que me afectaba ver como los miembros de mi futura manada estaban prestos y muy cooperadores para esparcir rumores, ahora sabíamos que alguien buscaba desacreditar a Sylvia, ya lo habíamos contemplado, pero que fuera fácil que la mayoría sucumbiera a propagar dichos comentarios infundados me mostraba que había cosas que debemos mejorar. Al entrar en la casa su aroma se intensifico; aunque, moría de ganas de bajar a conversar con ella para que ambos descargáramos nuestros problemas y asegurarle que todo se arreglarí
Leer más