Venganza de la Mafia

Venganza de la MafiaES

Kathleen Hayat  Completo
goodnovel16goodnovel
9.7
Reseñas insuficientes
65Capítulos
172.6Kleídos
Leer
Añadido
Denunciar
Resumen
Índice

UN ROMANCE OSCURO. Mi espalda golpeó la pared, estaba temblando de miedo debido a su proximidad. Estaba tan enojado que sus venas estaban saliendo de su cuello, su mandíbula estaba apretada. No me atreví a mirarlo a los ojos. —¡Mírame! No reuní el coraje para mirar sus ojos malvados, así que mantuve la cabeza baja, apretándome contra la pared. Su aliento y furioso abanicaba mi cara. De pronto, se acercó a tirar su cuerpo contra el mío. Un gemido salió de mi boca y puse mis manos en su para crear cierta distancia, pero él ni siquiera se movió. —A...aléjate. Al momento siguiente, golpeó la pared con tanta fuerza justo al lado de mi cabeza, y cerré los ojos con miedo cuando una nueva serie de lágrimas brotaron de mis ojos. Con fuerza, tiró de mi cara hacia arriba y …

Leer más

También te gustarán

Comentarios Deje su reseña en la aplicación
No hay comentarios
65 chapters
1
 Hoy ha sido un día frenético. Tan cansada que solo quiero acostarme en mi cama. Oh, mi dulce y suave cama. Allá voy. Iba de camino a casa y eran las 9 de la noche. No había mucha gente alrededor. Estaba pensando en lo que mi madre habría preparado para cenar, porque me muero de hambre. La comida es mi vida. Oh, espero que haya hecho pollo. —AHHH—. Un grito escapó de mis labios. Choqué contra una pared y me caí. Me duele el trasero como el infierno. Cuando abrí los ojos vi unas botas Timberland marrones. ¡Oh, Dios! No era un muro sino un hombre. ¡Maldició
Leer más
2
—Eres mía—sentenció, dejándome congelada. —¿Q-qué?—. Temblé mucho. Mis palabras salieron como un tartamudeo. Cuando se movió hacia atrás, gotas de sudor aparecieron en mi frente y me sentí asustada. Mi corazón latía tan rápido. Y mi mente estaba en blanco. No pude pensar en nada. —¿Me escuchas?—insistió. Leer más
3
Antes de dejarme, Andrew se acercó más a mí. Me encogí al pensar en lo que haría ahora. Pero se inclinó más cerca y desató mis manos y piernas. No pude evitar pensar por qué me estaba desatando. ¿Esta es la parte en que me asesina? Pero se movió hacia el armario. Miré mis manos mientras frotaba mis muñecas lentamente, tenía moretones de color rojo oscuro en las muñecas. Mis ojos se posaron en la puerta y luego en la ventana, y la idea de correr me vino a la mente. Pero me sorprendió cuando habló. —Ni siquiera pienses en correr. Eso te llevará a las
Leer más
4
Y lo siguiente es que estaba en el aire. Fuertes brazos musculosos se envolvieron alrededor de mi cintura, y mi espalda chocó con su duro pecho. Estaba luchando en su agarre. Pero él solo me aprieta con más fuerza. Y hervía su respiración cerca de mi oído. Su aliento abanicando mi cuello conseguía enviar escalofríos a mi cuerpo. —Te arrepentirás de esto—. Andrew gruñó inhumanamente haciendo que su corazón dejara de latir. Sus palabras contenían una promesa que me asustó sin límites. Empecé a luchar con fuerza en su agarre. —<
Leer más
5
NARRADO POR ANDREW Estaba completamente perdido en ella, era hermosa, olía a vainilla y a...Lilly. Su piel era suave y tersa contra mis manos ásperas. Me estaba rogando que me detuviera, pero no podía escucharla. No estaba en mis cabales. Ella estaba impecable, quería llevármela, en ese momento estaba enojado porque ella trató de huir de mí. Comencé a besar y morder su cuello, estaba gritando pero no estaba de humor para escuchar. Chupé el lugar con fuerza y ​​ella se sacudió debajo de mí. Empecé a quitarme la camisa. Ya no estaba en mis sentidos. Ella me empujó, lo que me puso más ansioso. Sostuve sus dos manos sobre su cabeza; con una mano y comencé a rasgar su camisa c
Leer más
6
NARRADO POR CHLOE Me dolía mucho la cabeza. Poco a poco comencé a abrir los ojos. Me desperté en una habitación que era diferente a la habitación anterior en la que fui encerrada. Esta nueva era más grande y lujosa, y yo estaba acostada en una cama tamaño king. ¿Cómo terminé aquí? Luego me observé a mí misma: Algunos botones superiores de mi camisa estaban rotos... Las lágrimas comenzaron a empañar mi visión al recordar el monstruoso comportamiento de él conmigo. Si no me hubiera d
Leer más
7
NARRADO POR CHLOE Se fue después de decir esas palabras. Me sentí entumecido como si mi vida se hubiera detenido. Ni siquiera puedo respirar correctamente. Sentí las rodillas como gelatina y caí al suelo. Me senté allí llorando mi vida. No sé cuánto tiempo estuve de ese modo. Un golpe en la puerta me sacó de mi trance. Miré hacia arriba y vi a la misma mujer mayor de hace un momento. Ella me vio en el suelo y puso la bandeja de comida en la mesita de noche, para luego correr hacia mí. Sostuvo mi cara con ambas manos y me e
Leer más
8
Andrew me deja de bruces contra el escritorio. Un dolor insoportable estalló en mi espalda debido a la fuerza del golpe y una pequeña pieza de decoración comenzó a cortarme la piel en la espalda. Mis muñecas se sujetaron firmemente a ambos lados de mi cabeza, mientras mis piernas colgaban del escritorio. La versión más furiosa de Andrew, permanecía de pie entre mis piernas. Y se cernía sobre mí. Sus ojos estaban completamente negros. La mandíbula se apretó sin quitarme por un segundo los ojos de encima. Y sostuvo mis muñecas con más fuerza. —Leer más
9
—Por este truco que hiciste, es que nos casaremos mañana. Lo miré con miedo en toda mi cara. Esto no podía estar sucediendo. No puede arruinar mi vida. Y lo miré suplicando con lágrimas en los ojos. Pero simplemente se alejó de mí, recogió el archivo del suelo que dejé caer cuando me golpeó contra el escritorio. Con eso salió de la habitación dejándome allí sola en mi miseria. Traté de mantenerme erguido pero me caí al suelo debido a un dolor punzante en la espalda. Toqué mi espalda y vi sangre c
Leer más
10
—No acepto a Andrew Williams como mi esposo—grité. Lo dije en su cara. Me sentía confiada, como si ahora, frente a todas estas personas, pudiese estar a salvo de este monstruo. Todos me miraron conmocionados como si hubiera cometido un pecado. Su agarre en mi brazo se aferró de una manera aplastante, sabía  muy bien que me dejaría un moretón en el brazo. Y un gemido salió de mi boca. Le grité. —¡¡¡Suél
Leer más