Entre Sombras y Tormentas

Entre Sombras y TormentasES

Xinova Escritora  En proceso
goodnovel16goodnovel
10
Reseñas insuficientes
140Capítulos
12.3Kleídos
Leer
Añadido
Resumen
Índice

Para Alondra la vida no ha sido sencilla, ya que desde niña ha sufrido maltrato además de tener grandes carencias. Amor. Es una palabra que no conoce, ya que solo se concentra en cumplir sus sueños, deseando terminar sus estudios. Su vida comenzará a cambiar y también a complicarse cuando conoce a Álvaro, el apuesto director de la compañía internacional que se encuentra en la cúspide profesional, pero con un gran vacío al que esa dulce chica logrará cubrir colándose en cada poro de su ser. Por desgracia luego de encontrarse y despertar en ambos fuertes sentimientos, una despiadada trampa pondrá en juego la vida de las personas que Álvaro más ama, poniendo a prueba lo que sienten al cada uno tomar caminos paralelos. ¿Podrá el amor sanar las heridas que tienen? ¿Vencerán las adversidades que les depara el destino? Obra registrada en Safe Creative, bajo el número: 1909051840186 Prohibida su reproducción parcial o total.

Leer más
Entre Sombras y Tormentas Novelas Online Descarga gratuita de PDF

Último capítulo

También te gustarán

Libros interesantes del mismo período

Comentarios Deje su reseña en la aplicación
No hay comentarios
140 chapters
Introducción ¿Cómo llegamos aquí?
Alondra se encontraba sentada en la cornisa de la recámara, que Daniel su mejor amigo, con gentileza le ofreció para dormir, observaba ahí la grandiosa luna que durante muchas noches la acompañó desde la terraza de la habitación de Álvaro. Suspiró al recordar aquellos momentos, mientras que sus hinchados y vacíos ojos se volvían a llenar de lágrimas, no lograba pensar en nada, solo podía sentir ese dolor agónico que la recorría por todo su ser. Limpió sus mejillas con el dorso de su mano, recordando la forma en que las cosas habían finalizado entre ella y Álvaro. La persona que consideraba el amor de su vida, además ser él, el hombre que la rescató del infierno que vivió en manos de su propia familia: —Lamento no haber sido honesto contigo, pero no estaba seguro de la decisión que tom
Leer más
Capítulo 0. Tus ojos
Dos años atrás.   El sonido del teléfono hizo que Álvaro, saliera de sus pensamientos; tras cruzar un par de palabras con Benjamín, gerente de talento y cultura de la empresa.    Solicitó que esperara un momento más la persona, que entraría a la última entrevista, para la vacante que era requerida, él más que nadie era quien daría el visto bueno a los candidatos que le estaban enviando. Ya que necesitaba colaboradores con ciertas cualidades, que hasta el momento ninguna persona, antes le habían convencido del todo.    Por ser la vacante de asistente personal y que sería bajo su mando con quien laboraría día a día, necesitaba ser él, quién estuviera satisfecho de encontrar a la persona idónea, para el puesto.   Más de una vez tuvo roces con Benjamín, por dirigirle mujeres muy atractivas, pero poco capacitadas ante sus exigencias. Tomó el teléfono marcándole: Leer más
1. La Propuesta
Cuando estés en el extremo de la cuerda, ata un nudo y agárrate…                                                                                       Theodore Roosevelt. ****Minutos más tarde. —Benjamín. Soy Álvaro, quiero que prepares el contrato para la señorita Alondra Robles. — ¿Alondra? La voz de Benjamín se escuchó sorprendido —Sí, la envió Ana Laura. — ¿La maestra?... pero ¿ya tan pronto?, aún tengo cinco person
Leer más
2. Nueva Oportunidad
Alondra caminaba por el pasillo que daba en el último piso hacia la oficina de Álvaro, su paso era lento, iba recordando la imponente personalidad que el ingeniero tenía, eso la hizo sentir algo nerviosa. —Señorita Alondra, buenos días. Alondra giró hacia la voz que la saludaba, se encontró con él, que iba llegando casi a lado de ella. —Que... tal ingeniero tartamudeó. Escuchar esa voz tan dulce, lo hizo sentir una pequeña punzada en su pecho. Una vez ingresaron a su oficina, él le cedió una silla para que tomara asiento. —Bienvenida a tu nueva empresa. Le escuchó decir. —Gracias —ella sonrió ligero. —Te voy a explicar lo que harás, por lo que estarás esta semana conmigo e
Leer más
3. Conociéndote
A la mañana siguiente. Alondra encendió el ordenador, conectó la cafetera, ya que el ingeniero le había comentado que le encantaba el café. Sirvió una taza para ella y comenzó a pellizcar un emparedado que Aline le llevó muy temprano, hasta devorarlo. Escuchó unos firmes pasos que se acercaban, escondió los restos de su desayuno, dio un pequeño sorbo a su café. —Buenos días. Escuchó la voz de él, con una energía especial en su tono. Saludó a todas las personas por donde iba pasando, a la señora de la limpieza, a las secretarias y demás compañeros. De pronto dejó de escuchar ruido. —Alondra ¿Dónde andas? —le llamó a su extensión telefónic
Leer más
4. Extraña Preocupación
… «Nunca te rindas, a veces la última llave, es la que abre la puerta»                                                                                                         Anónimo○○○○○○○ «La piel se le erizó, al ver sentado en la sala a Luis, a Hugo, sus hermanos en compañía de Juanjo bebiendo al parecer su tercer, seis de cervezas». Pasó saliva rápido, sintió el palpitar acelerado de su corazón. —Princesa por fin llegas. —Juanjo se puso de pie de inmediato y se acercó a ella&mdas
Leer más
5. Bajo Sospecha
Alondra se acercó a la entrada, observó la mirada hostil de su madre. —Vaya hasta que por fin llegas, ¿traes dinero?, tengo hambre. —Si mamá, ¿cuánto necesitas? —Pues está adentro Luis quiere también para una botella así que sé generosa. —No traigo mucho, solo esto... — ¿Crees que con eso vamos a cenar? —doña Luisa, ‘su madre’, comenzó a gritonearle. —Es todo lo que tengo, lo siento. —Lo siento, lo siento, es tu única cantaleta. —Se acercó Luis reclamando. Entonces ella estalló: —Pues trabaja y paga ‘tú’, tus vicios —lo enfrento colérica. Luis no lo pensó ni
Leer más
6. Instinto Protector
Las manos de Alondra se pusieron temblorosas y sus ojos cristalinos. Gra-gracias —tartamudeó. Se bajó rápido y caminó lo más aprisa posible, sin voltear atrás. Estaba entrando cuando Luis la sujetó por el brazo. — ¡Dame dinero! —Trabaja —Alondra lo dijo sin pensarlo. Entonces el hombre la empujó con fuerza provocando que se golpeara con uno de los pilares, el dorso. Él la miró llenó de rabia, alzó su mano para darle una bofetada. La joven por inercia se cubrió el rostro con ambos brazos. — ¡No te atrevas a tocarla! Alondra pasó saliva con dificultad, al escuchar el tono enfurecido del Ingeniero… Cerca, muy cerca de la casa. Ella volteó en dirección de é
Leer más
7. Álvaro
«A menudo en los más oscuros cielos, es donde vemos las estrellas más brillantes»…                                                                                                                                                                                    Richard Evans A la mañana siguiente. —Toma asiento por favor. Alondra lo observ&oacut
Leer más
8. Desaliento
Fueron los pasos más largos que había dado, para poder alcanzarlo. Ernesto cayó de inmediato al suelo inconsciente, cuando llegó hasta él, se tiró al piso, la sangre comenzó a mancharle las manos, lo tomó en sus brazos y lo encerró en ellos. —No, no esto no está pasando, esto no está pasando. Anda Ernesto abre los ojitos, vamos hermanito, no me dejes, no me dejes —suplicó, entonces se quitó su suéter y lo colocó sobre sus heridas. —Una ambulancia. Escuchó a Aline gritar, en ese momento ella se agachó, retiró las manos de Alondra para poder examinar el tipo de heridas y los signos vitales de Ernesto. —Presiona más—. Se dirigió a su cuñada. Alzó la mirada no veía a nadie, que los pudiera auxiliar. A continuaci&oacu
Leer más