LA BRUJA EN EL ESPEJO Y OTROS RELATOS

LA BRUJA EN EL ESPEJO Y OTROS RELATOSES

Demian Faust  Completo
goodnovel16goodnovel
0.0
Reseñas insuficientes
20Capítulos
882leídos
Leer
Añadido
Denunciar
Resumen
Índice

Relatos basados en el folklor latinoamericano y europeo con giros novedosos y reinvenciones creativas que harán volar la imaginación del lector haciéndole pedir más.

Leer más
Comentarios Deje su reseña en la aplicación
No hay comentarios
20 chapters
El cazador
La muerte de mi compañero de la universidad fue la gota que derramó el vaso. Cientos de personas mueren o desaparecen misteriosamente cada año, como en cualquier país del mundo. Eso no tiene nada de extraño. Pero yo sabía que la responsable de la muerte de mi compañero y amigo de la U, Keneth, era una criatura demoniaca. Investigué el asunto con devota minuciosidad, visité a brujos, a viejos sacerdotes católicos que parecían extraídos de tiempos remotos, teólogos, catedráticos de la Universidad de Costa Rica, científicos, y demás. Todo apuntaba a que la criatura era un tipo de demonio súcubo, es decir, un demonio femenino que mataba a sus víctimas por medio del sexo. Mi propio padre desapareció aquella noche de 1 de abril de 1975 sin dejar rastro, a pesar de que toda mi familia sabía que era un hombre responsable que amaba a su espo
Leer más
La visión
Natalia caminaba por los pasillos abandonados de la cárcel de la Isla San Lucas. Las penumbras de la noche invadían lóbregamente el lugar generando un ambiente asfixiante y claustrofóbico. Un pánico creciente se fue apoderando de forma gradual de la mente de Natalia conforme se adentraba en las insondables brumas del lugar maldito. Sentía súbitos escalofríos, una sensación de ser observada le disparaba emociones paranoicas y provocaban que su corazón retumbara frenéticamente en el pecho. Frías gotas de sudor brotaron de los poros de Natalia, al tiempo que ahogaba un grito de desesperación en su garganta atormentada. Era una mujer hermosa, delgada y de largos cabellos negros. Pero su rostro estaba en ese momento poseído por una mueca de temor y su cuerpo compungido por el estrés y el miedo. Escuchó el sonido estridente de cadenas arras
Leer más
La Bestia que acecha en San Ramón
 No recuerdo bien lo que pasa cuando estoy transformado en la bestia. Todos mis recuerdos son brumosos, confusos, perturbados, imposibles de dilucidar. Son emociones puras, difíciles de describir con palabras. Sentimientos de hambre, sed de sangre, pasión. Correr por los potreros ramonenses de noche, iluminado por la luz de mi eterna compañera, la luna. No puedo describirlo como no puedo describir el ver a un ciego de nacimiento. No siempre fue así. Todo comenzó aquella noche de 1925, en San Ramón. Mi nombre es Rómulo Lemos del Valle, nací en una familia de clase media alta, en 1896, hijo de una pareja de exiliados liberales que se vieron forzados a dejar la capital por presiones políticas. Aunque su acomodada situación económica les permitió comprar unas fincas ganaderas y dar educación profesional a sus hijos. Estudié medicina en Chile, y regresé
Leer más
El Caballero Oscuro
 Reflexionaba en medio del bosque, de forma bastante pacífica. Me había escapado del colegio con esa única función. Viajar al bosque, a la orilla de un río, y meditar arrullada por el correr de las aguas. Claro que hice mi círculo apropiadamente, y traje conmigo a mi perro pastor alemán, Fenris, como protección extra. Hice el círculo de flores y por supuesto, lo hice en mi mente con luz verde. Puse a quemar incienso traté de conectarme en la naturaleza. Aún tenía puesto mi uniforme colegial, pero ahora tenía las faldas por fuera y el pantalón algo sucio. Por un momento sentí como mi mente viajaba a planos superiores de consciencia. Como salía en astral y como me conectaba con la Madre Tierra a mi alrededor. Lo cierto es que la súbita percepción de una presencia cercana me trajo de vuelta (¿de vuelta?) al plano material. F
Leer más
La Página 45 del Necronomicón
 La llegada del Libro de los Nombres Muertos, mejor conocido como el Necronomicón, a Costa Rica fue un evento que generó bastante preocupación entre las élites religiosas y esotéricas del país que fueron las únicas que se enteraron ampliamente. Sucedió en 1985 cuando la Universidad de Costa Rica recibió un ejemplar traducido al español del Necronomicón que le donó la Universidad de Mizkatonic, una renombrada universidad de la ciudad de Arkham, en Nueva Inglaterra, Estados Unidos. En realidad no fue una donación sino un intercambio cuando se le entregó a la Universidad de Mizkatonic una copia de antiguos pergaminos indígenas encontrados en Talamanca. De hecho, similares intercambios se dieron con la Universidad Nacional Mexicana y la Universidad Católica de Chile, que tienen sus respectivos ejemplares del Necronomicón en español. 
Leer más
La Casona
Cuando era un niño, mis padres y yo nos mudamos a la vieja casona que solía pertenecer a mi abuela, y que fue heredada por mi padre tras la muerte de ésta. El enorme caserón databa de principios de siglo. Aunque con algunas reparaciones, modificaciones y accesos nuevos agregados a lo largo de las décadas. Era de un estilo clásico, de dos pisos, con altos techos y paredes de madera carcomida y muy vieja, como la mayor parte de sus pisos, salvo una sección adoquinada en adobe en la cocina. Bastos pasillos se extendían siniestramente, franqueados por puertas misteriosas, cual sendero macabro. Con el paso de los años la casa se había convertido en un espantoso vergel de locura arquitectónica. Una pesadilla de ángulos y percepciones geométricas imposibles. Sobre las asediadas tablas corroídas por las inclemencias de los insectos y los elementos, se dibujaban monstruosas figuras;
Leer más
YO, LA SEGUA
 Contemplé mi desfigurado rostro en el espejo. Frente a mí se observaba una monstruosidad deforme y repulsiva, de largos y podridos dientes amarillentos, salientes y babosos. Una boca grotescamente hinchada y unos ojos carentes de humanidad. La antítesis misma de la belleza. La imagen que mostraba el espejo era tan horrible y repugnante que me provocó náuseas y pavor. Amargas lágrimas brotaron de mis ojos de animal, y fluyeron caóticamente entre las mejillas callosas y abultadas, repletas de tumores infectados. Sentí la desesperación más recóndita y maldije con todas mis fuerzas el día que nací. Maldije al Universo y a cualquier deidad responsable de su existencia. Pero la que estaba eternamente maldita; condenada a este infierno interminable, era yo. La muerte era la mejor solución a mi dilema. La anhelada muerte. Pero aún la misma Parca parec&iacu
Leer más
HAMBRE CANÍBAL
Mientras ambos hermanos languidecían mortalmente, encerrados en horripilantes jaulas de hierro que colgaban sórdidamente del techo del lúgubre calabozo, no podían sino maldecir la hora y el día en que se internaron en el llamado Bosque Encantado, que no era otra cosa que un horrendo vergel de locura y maldición. Un lugar temido y repudiado por los pobladores aledaños que lo consideraban origen y habitáculo de toda clase de monstruosidades malévolas y la antesala del infierno. Al tiempo que se encontraban encerrados en su tórrida prisión, pudieron contemplar una escena grotesca y nauseabunda que les heló la sangre. La horrorosa mujer que los había capturado y secuestrado; una robusta gorda de dientes amarillos y retorcidos, piel macilenta y largos cabellos greñudos y grasosos, se alimentaba gustosa de un festín de carne humana. Con fervor mordisqueaba los pedazos de t
Leer más
LA CAPA MANCHADA DE SANGRE
 Un bosque lóbrego y retorcido, habitáculo de las brumosas tinieblas y vergel cacofónico de innumerables ruidos misteriosos, crípticos, enigmáticos, se extendía caóticamente enmarcando una vieja villa o poblado. De entre las entrañas cálidas de una de las viejas casas, justo cuando languidecía la tarde, emergió la figura esplendorosa de Anita. Linda niña adolescente, de piel tersa y suave, muy blanca. Largos cabellos pelirrojos y rizados que se agolpaban en su frente, y un cuerpo de figura insipiente, en pleno desarrollo característico de cualquier joven doncella de esa lúbrica y febril edad. Vestía un largo vestido y una blusa ajustada y anudada en el frente típica de la remota época, pero de su atuendo destacaba principalmente la capucha y la capa de color rojo intenso que cubra casi todo su cuerpo, y se arrastraba por el suelo musgo
Leer más
EL DESEO
 Éste relato es para aquellos que, al igual que yo, solamente poseen recuerdos amargos y dolorosos de su infancia. De aquellas desoladas almas cuya vida infantil estuvo plagada de sufrimiento y llanto, y que no fue otra cosa que una prolongada pesadilla. La maldición que se cernió sobre mí dio inicio con la muerte de mi madre dando a luz a su única hija. Mi padre era un sujeto adinerado, pero de corazón muy bondadoso, y los pocos recuerdos amables de mi niñez son producto del cariño que siempre me dispensó. Lamentablemente, mi padre fue seducido por una voluptuosa cortesana de alta sociedad, quien lo manipuló desde el principio, y lo asesinó colocando algo de veneno en su alimento para heredar así su fortuna, justo cuando cumplí los seis años de edad. Es desde ese momento que comienza mi suplicio. Mi madrastra entregó todos mis vestidos, juguetes y
Leer más