Enamorado de mi ex esposa

Enamorado de mi ex esposaES

J. I. López   Recién actualizado
goodnovel18goodnovel
0.0
Reseñas insuficientes
9Capítulos
4.9Kleídos
Leer
Añadido
Resumen
Índice

Héctor Altamira, un famoso millonario y playboy de tiempo completo, ha pasado toda su vida subestimando al amor en su estilo de vida despreocupado y cínico. Casado años atrás para luego abandonar a aquella mujer en busca de una vida libre y debido a una horrenda calumnia, aquellas emociones que creyó olvidadas y que despreció, renacerán intensamente cuando vuelve a verla en los brazos de otro hombre…con ese pequeño idéntico a el a quien ella toma amorosamente de la mano. Adara Dánae, una recién descubierta pintora y pianista, ha superado el dolor que el abandono de su ex esposo dejo en su corazón después de que su propia hermana la había calumniado. Ocultando a aquel hijo que tuvo con su ex amor, siguió con su vida con el alma hecha pedazos. Con un nuevo amor, y lista para comerse al mundo, aquellos sentimientos que creyó olvidados resurgen para atormentarla después de aquel reencuentro con aquel que le rompió el corazón y su secreto ha quedado al descubierto. Un amor que se creyó olvidado, un sentimiento que renació ardiente como el fuego. Las piezas rotas volverán a unirse y aquel hombre buscara recuperar a la mujer que una vez le perteneció, ¿Podrá el amor superarlo todo? Enamorado de mi ex esposa de J. I. López.

Leer más
Enamorado de mi ex esposa Novelas Online Descarga gratuita de PDF

Último capítulo

También te gustarán

Libros interesantes del mismo período

Comentarios Deje su reseña en la aplicación
No hay comentarios
9 chapters
Prefacio
A veces el amor, no es suficiente para repáralo todo.Adara miraba feliz aquella prueba positiva de embarazo. Aquel hijo o hija, era todo lo que una vez tanto ella como su amado Héctor habían esperado, aunque habían tardado un tiempo en conseguirlo, finalmente, aquella prueba, llenaba el corazón de la joven esposa y futura madre de dichas y dulzores, sin embargo, a menudo, nada es lo que uno espera.Al mismo tiempo, Héctor siente como el corazón se le rompe en mil pedazos, al mirar aquella fotografía que un anónimo a enviado a su correo. Las lagrimas se le resbalan desde los ojos, y el corazón roto le late a mil por hora al ver a la mujer que ama, la única a la que juro amar por siempre, le ha sido infiel y se la ve acostándose con otro hombre. Furioso, con el alma hecha pedazos, va hacia ella quien tambien se dirige hacia él.—¡Héctor mi amor! ¡No sabes que hermosa noticia tengo que darte! Escucha y mira es…—¡No quiero escuchar nada que venga de tu sucia boca mentirosa! ¿Cómo pudist
Leer más
Capítulo 1: Despues de 6 años
Amor, aquel sentimiento que siempre, aunque no querremos admitirlo, añoramos todos experimentar un día. Aquel sentimiento, el único capaz de llevarte por senderos en el paraíso o abismos en el infierno. Tan ambiguo, tan efímero, que al igual que una flor, en un instante se marchita…o tambien, como el fénix, de las cenizas renace. Héctor miraba a esa mujer, la misma que había abandonado años atrás, tocar con tanto sentimiento y devoción las teclas de aquel piano, que, por un instante, parecía no ser la misma mujer que dejo llorando en el frio suelo de aquella casa a la que una vez llamó hogar, había descubierto que su ex mujer se había convertido en una famosa pianista, un talento que siempre había tenido, pero que nunca creyó la llevaría lejos. Sus cabellos rubios caían como cascadas de oro enmarcando su hermoso rostro de muñeca, sus ojos brillantes, del color de los zafiros, permanecían concentrados, iluminados por algún sentimiento que le era desconocido, sus pequeños labios, rosad
Leer más
Capítulo 2: Parecidos no casuales
En ocasiones el amor es doloroso, tanto, que aquella opresión que se siente en el pecho hace imposible el respirar. Te deja sin ánimos, sin ganas de seguir adelante…aun así, no dejamos de sentirlo.Héctor miraba el techo blanquecino de su estudio, con la mirada perdida en la nada y la mente plagada de preguntas y pensamientos. Aun recordaba a Adara, en lo preciosa que se veía tocando con tanta maestría aquel piano que, quizás sin quererlo, transmitía tantas emociones indescifrables que lo hicieron sentirse conmovido. Sin embargo, no era solo la hermosura de su ex esposa lo que lo mantenía al borde del abismo emocional…si no, tambien ese pequeño que se parecía tanto a el y que lo miro de manera extraña durante aquellos breves momentos en que casi lo tuvo de frente.Un par de golpes en la puerta de su estudio lo distrajeron, y autorizando a la persona para entrar, se acomodo nuevamente con porte regio en su elegante silla.—Señor Altamira —Saludo un hombre de aspecto osco y demasiado s
Leer más
Capítulo 3: Mentir a la cara
El viento soplaba frio esa mañana de noviembre. Adara caminaba presurosa hasta su auto, era la hora de llevar a su pequeño Nicolás al colegio y no quería retrasarse pues el tráfico se volvía insoportable a esas horas. Hasta ese momento, Héctor no había intentado contactar con ella, lo cual agradecía enormemente en aquellos días tan estresantes después de verlo. En su mente, aun rondaba demasiado persistente aquel temor de que su ex esposo supiera la verdad, conocía bien a Héctor, o, al menos, eso creía. Sabía que él no se quedaría con las manos quietas de saber que tenía un hijo, después de todo, ambos soñarlo con tenerlos. Nuevamente aquella sensación se apoderaba de ella, y es que, había sido tan duro cuando él la abandono. A nadie había amado como lo había amado a él, y cuando sus sueños e ilusiones se rompieron con su abandono, sintió que el mundo se le caía a pedazos.Le había costado un mar de sufrimientos el poder levantarse después de aquello, luego de llegar con unos dólares
Leer más
Capítulo 4: Escape apresurado
La paciencia es una virtud siempre deseada en casi toda persona, un don demasiado útil en todo momento y en toda clase de vida. Sin embargo, la paciencia no era uno de los puntos fuertes que tenia Héctor Altamira.Había ya revisado mil veces aquellos documentos que su sirviente le había dejado y recordaba con ansiedad cada una de las palabras pronunciadas por Adara en esa cafetería.“Tú mismo lo dijiste aquel día, te engañe, ¿No es así?”Después de soltarle aquello como una bomba, la mujer simplemente se había levantado de su asiento y se había marchado sin darle más opción a replica. Ella había sido firme y clara con lo que le había dicho y le aseguro que el pequeño Nicolás era fruto de aquel engaño que contra él había hecho. Sin embargo, no terminaba de creer esa confirmación. Recordaba las lagrimas de Adara aquel día en que la abandono y como completamente destrozada le había jurado sobre su nombre que ella jamás lo había engañado. Si se era sincero, mas de una vez pensó en buscarl
Leer más
Capítulo 5: Lo quiera o no
“Mamita, ¿En dónde está mi papito? ¿Por qué yo no tengo un papá como mis demás amigos?” “Papá hace mucho tiempo se fue al mar pues era un grandioso marinero, pero luego de uno de esos viajes, no volvió” “Entonces, ¿Mi papito está muerto?” Aun recordaba con amargo dolor aquel día en que, por primera vez, Nicolás le había preguntado por el padre que nunca tuvo. No se atrevió a decirle que el hombre que, junto a ella le dio el ser, había muerto, pues sabía que estaría mintiendo, y simplemente intento distraerlo con otras cosas. Durante toda su corta infancia, su hijo había deseado mas que nada tener a su padre, e ingenuamente creyó que cuando le dijo que mantendría a Noah como su novio, el aceptaría a ese buen hombre que ahora era su pareja como su padre, sin embargo, aquello no solo no había sido de esa manera, si no, que Nicolás nunca había sentido agrado hacía el hombre que era su novio. Por supuesto, Noah siempre había intentado ganarse la simpatía de su hijo, pero aun cuando este
Leer más
Capítulo 6: En el mirador
El sonido de un par de tacones chocando contra el suelo se escucho en aquel pasillo. Adara estaba furiosa, mas que solo eso, ya que el colegio de su hijo le impidió salir de viaje como ella había planeado. No quería saber razones, no quería entender los motivos del director, solo sabía que su oportunidad de irse pronto se había esfumado.“Sus razones no son algo serio que requiera de urgencia señora Dánae, debe de saber que en esta institución nos tomamos muy en serio la educación de nuestros estudiantes, y temo decirle que su actitud es sospechosa, pareciera que intenta escapar de algo, y a menos que me diga los verdaderos motivos me temo que no podre ayudarle, y, le ruego, tenga en cuenta de que no estoy dando parte a las autoridades pertinentes de que usted esta intentando sacar a un menor de edad a la mitad de su ciclo escolar en un viaje del que no me da razones, eso es a todas luces demasiado sospechoso, le ruego que comprenda la situación en la que estoy y se retire”Aquellas e
Leer más
Capítulo 7: Al calor de una botella
Una ligera lluvia caía al exterior de su hogar, formando una ligera aguanieve debido a las bajas temperaturas que se dejaban sentir en esos días ajetreados de noviembre. Nuevamente, las lágrimas se escapaban desde sus ojos azules, formando pequeños ríos en sus mejillas que nadie podría admirar en la soledad y oscuridad de su alcoba.Adara aun sentía los tibios labios de Héctor sobre los suyos, dejando aquella sensación ya conocida a besos de seda con sabor a aguamiel. Sentía su corazón demasiado dolido, atiborrado de aquellos demasiados recuerdos que habían construido juntos, y que formaban parte de la historia que fue, y, que no fue, de ambos. Aquel simple beso, casto como debía ser, y sencillo como las flores que crecen en los prados, había sido mas que suficiente para hacerle sentir aquel tornado de emociones reprimidas que se había negado a aceptar nuevamente. Ella ya no amaba a Héctor, no podía amarlo, no debía amarlo…se repetía aquellas palabras como si se tratasen de un mantra,
Leer más
Capítulo 8: Complicidad.
Noah miraba a Adara dormir, después de que finalmente logro tranquilizar sus nervios. En ningún momento dejo de hablar de ese Héctor, haciéndole reproches por su abandono. Estaba molesto, incluso, furioso, aquella era la primera vez que escuchaba al ciento por ciento la historia detrás de la madre soltera, y realmente deseaba golpear al bastardo que la abandono. No entendía porque ella decía que les habían tendido una trampa a ambos. levantándose para dejarla descansar, tomo su celular y salió de la habitación.—Hola, soy yo, necesito que averigües algo por mi sobre Héctor Altamira —Nicolás, que ya estaba despierto, escucho al novio de su madre hablar por celular, sobre ese Héctor a quien no conocía, Noah nunca le había gustado, aun cuando lo trataba bien y le compraba dulces, nunca le había agradado su compañía. Algo le decía, en lo profundo de su pequeño corazón, que no debía confiar en ese hombre. Caminando a la habitación de su madre, se acurruco junto a ella mientras esta aun do
Leer más