Mi dulce Humana

Mi dulce Humana ES

Antuublogg  En proceso
goodnovel16goodnovel
0.0
Reseñas insuficientes
24Capítulos
12.8Kleídos
Leer
Añadido
Resumen
Índice

Sinopsis

DulceAmor

Abby Wilson una adolescente de dieciocho años, que viaja al pequeño pueblo donde su mejor amiga creció. Lo conoce a él, un beta que la estuvo buscando por mucho tiempo. Ella una humana y él un hombre lobo. Dos mundos distintos, ambos, almas gemelas destinadas a estar juntas.

Leer más
Mi dulce Humana Novelas Online Descarga gratuita de PDF

Último capítulo

También te gustarán

Libros interesantes del mismo período

Comentarios Deje su reseña en la aplicación
No hay comentarios
24 chapters
Capítulo 1.
Abby Wilson.Escuchó la alarma sonar, estiró mí mano y golpeó a la maldita ruidosa. Hoy es el último día de clases ¡Si, por fin empiezan las vacaciones de invierno! He estado esperando este día con mucha emoción, quiero tener descanso, me agota hacer muchos trabajos prácticos.—Abby — oigo la voz de mí papá, golpea la puerta de mi habitación.—Estoy despierta — le digo mientras me siento en la cama y suelto un bostezo.—Ya preparé tu desayuno princesa.Sonrió, amo a mi padre siempre tan atento.—¡Gracias! — grito y quitó las sábanas de encima mío.Me siento en la cama y me estiro, todavía tengo sueño, tomare una ducha a ver si me despierto completamente, camino hacia el baño a paso tortuga y entró sintiendo las baldosas del suelo frías en mi pies, me empiezo a quitar el pijama que tengo puesto y una vez desnuda entró a la ducha.Ya bajo el chorro de agua caliente, cierro los ojos y suelto un suspiro. El agua me hace sentir calma y me ayuda a pensar, a veces mis pensamientos me lleva a
Leer más
Capítulo 2.
Abby Wilson.—¿Es necesario llevar tres maletas? ¿No crees que con dos está bien Ali? — Le pregunto viéndola empacar mi ropa con rapidez.Para eso me llevo el ropero.—¿Qué? ¿Es mucho? — pregunta con el ceño fruncido y dejando de meter ropa en mi maleta.—Sí, es como para dos años y solo van a hacer tres semanas.—Creo que me emocione, mucho.David, el padre de Alai nos comentó que el vuelo se pasó para esta noche por unos inconvenientes por esa razón estamos tan apuradas en guardar todo lo necesario y no olvidarnos nada, ya guarde lo higiénico que sería desodorante, cepillo de diente, toallitas y demás cosas. Solo nos falta la ropa para guardar, la puerta de mi habitación suena, giro mi cabeza y caminó rápidamente.—Ya llegaron por ustedes — informa mi hermano una vez que abrí la puerta, lo miró alarmada — ¿No hicieron las maletas? Son más lentas que las tortugas. — nos mira burlón, le doy un golpe en el brazo.—No es mi culpa — levantó las manos y señalo a mi amiga — ella quiere que
Leer más
Capítulo 3.
Thomas Jefferson.Hoy me levanté muy temprano, ya que ayer llamé a Alai, mi hermana, para avisarle que voy a buscarlos al Aeropuerto.El avión llega a las 9:30hs, son las 8hs así que tengo una hora y treinta minutos para bañarme. Entro al baño y me quito el bóxer, no suelo dormir con ropa, además me resulta más cómodo dormir así. Abro la canilla de la ducha, compruebo que el agua está tibia y me meto, bañarme me relaja y me ayuda a pensar.Se me dificulto dormir anoche, no pude sacarme de la cabeza la dulce voz de Abby, la amiga de mi hermana ¿Eso es normal? su voz me hizo sentir una paz increíble y tranquilidad.¿Será ella mí mate?Término de enjuagarme el cuerpo y tomo la toalla blanca que está colgada en la pared, me seco todo el cuerpo rápidamente y salgo del baño con la toalla envuelta en mí cadera.Tomó unos bóxer rojos del cajón primero y busco una remera negra, un jean del mismo color en el ropero, una vez cambiado me coloco mis zapatillas vans blancas, vuelvo hacia el baño
Leer más
Capítulo 4.
Abby Wilson.Miro por la ventana de la camioneta, cuando vi al hermano de Alai sentí mi corazón latir como loco, me sentí una niña a su lado, es el hombre más atractivo que he visto; tiene unos ojos color miel como David, cabello castaño, un rostro perfecto y ni hablar de su cuerpo. Todo un dios griego.Sentí una corriente eléctrica cuando nuestras manos se tocaron, fue extraño pero agradable.Lo he pillado verme por el espejo retrovisor, eso me hace sentir un poco nerviosa.—¿Estás bien abby? — Me pregunta Alai a mi lado.—Si, ¿Por qué?—Es que no dejas de jugar con tu pulsera — espeta, efectivamente estoy jugando con la pulsera que me regaló Matías.—Tengo sueño.—Ya vamos a llegar — dice la voz ronca de Thomas haciéndome estremecer.Desbloqueo mi celular y veo que tengo mensajes de mi papá diciéndome que me extraña, río. Hace un par de horas me fui, es muy dramático.—Deja el celular que desconcentras a mi hermano —balbucea Alai en mi oído y descansa su cabeza en mi hombro.—¿Ah? ¿
Leer más
Capítulo 5.
Thomas Jefferson. Bajo de la camioneta y me acerco a la puerta principal de la casa de mi amigo. Toco el timbre y esperó a que abran la puerta.—¿Quién es? — Grita Isabela la mujer de Aron.Ella tiene los ojos azules, la nariz pequeña, el cabello negro oscuro, es una mujer muy hermosa pero mis ojos y corazón ya tienen dueña, sin olvidar que ella es una increíble bruja y madre de un niño de siete meses.—El más sexy — le digo divertido, abre la puerta riendo.—Te encantaría — aparece aron detrás de ella cargando al pequeño Evan — ese puesto está ocupado por mí — suelto una carcajada.¿Y qué decir de mi amigo? Es un hombre lobo, somos jodidamente perfectos. Él tiene muchos tatuajes, el cabello negro, es más alto que yo y los ojos negros.—No te quedes parado, pasa.Entró a la casa, huele a galletas caseras. Caminamos hacia la sala donde hay varios juguetes del pequeño Evan Moon parece un jardín infante.—¿A qué se debe tu visita? — pregunta Aron sentándose en el sofá con su hijo en su
Leer más
Capítulo 6.
Abby Wilson.Ayer después de la cena deliciosa que preparó Elena, Thomas me invitó a comer, un cita o eso creo, se veía muy tierno nervioso, ahora estoy con mi amiga buscando que ponerme o más bien ella está buscando que ponerme, se ve muy entusiasma con la idea de que salga con su hermano y yo pensé que iba a molestarse.También anoche hable con mi hermano, me dijo que consiguió trabajo para poder ahorrar e irse de casa, me da un poco de tristeza saber que en algunos meses ya no va a estar conmigo ni con mí padre, pero es entendible, él quiere su privacidad y en algún momento yo también querré la mía.—Bueno — dice de repente Alai mientras se acerca a mí ropero — a ver qué tenemos acá.—No desórdenes — le digo sentada en la cama. Aun me falta guardar un poco de ropa, soy algo vaga.—¡Es horrible! — lo tira al suelo como si fuera basura.—Alai.—¿Qué? Es espantoso.—Solo es un vestido color marrón.—Marrón caca — río — sin duda debes comprarte vestidos ¿Solo trajiste cuatro? ¡Y encima
Leer más
Capítulo 7.
Thomas Jefferson.Suelto una carcajada.—¿Es enserio? — preguntó entre risa, asiente sonrojada.—Tenía cuatro años — se queja tapándose su bello rostro con sus manos —deja de reírte.—Es imposible. ¿Quién deja a su pez afuera para tomar sol?Suspiro tratando de calmarme.—Cuéntame algo.—¿Qué quieres saber?—¿Cuántos años tienes? ¿Qué te gusta hacer? No sé — se encoge de hombro — cuéntame sobre ti.—Mmm... Me llamo Thomas simón Jefferson, tengo veintisiete años, me gusta leer, viajar, cocinar —asiente mirándome con atención — me gustan los colores oscuros, mi mejor amigo se llama Aron, nunca tuve novia...—¿Nunca? — consulta interrumpiéndome, sus ojos me observan sorprendida.—Nunca — confirmó.—¿Por qué?—Digamos que estuve esperando a la indicada.—A ti — dice Mike.Se aclara la garganta —¿Y la encontraste?Asiento mirándola, cuando la vi en lo alta de las escaleras me quede hechizado, ese vestido negro le queda perfecto, ella es perfecta.—Tu turno.—Bien, me llamo Abby Evangelina
Leer más
Capítulo 8.
Abby Wilson.Me quejo al sentir que alguien me mueve, no quiero levantarme, estoy cansada y tengo mucho sueño.—Abby — Oigo un susurro.—Mm.—Despierta — es la voz de Alai la que escuchó, ella es la molesta que viene a interrumpir mi bello sueño.—Déjame dormir — balbuceo abrazando mi almohada. Estoy tan cómoda y calentita que no deseo salir de esta cama jamás. —No, levántate. — Un golpe en mi pierna me hace gruñir —. tienes que contarme todo.Solo vino para que le cuente como me fue con Thomas, que chismosa es.—Mañana.—Evangelina — me sacude haciendo que levante la mano y le dé un golpe, me siento en la cama y la miró molesta — No me mires así.—¿Cómo que no te mire así? Si arruinaste mí sueño — apoyó mi espalda contra la pared, se sienta frente mío en forma de indio.Frotó mis ojos y tapó mi boca soltando un bostezo.—Me duele la cabeza — me quejo haciendo un puchero.—¿Tomaste alcohol?—Un poco.—Bien, ve a darte una ducha mientras que yo voy a buscar algo para tu resaca.—Graci
Leer más
Capítulo 9.
Thomas Jefferson.Golpeó la puerta de la habitación de mi gatita, Aron me aviso que ya podemos ir, Isabela está muy emocionada en conocer a mi mate, ella me dio la idea de llevarla para que pueda integrarse.—¿Vamos? — Pregunta mi hermosura cuando abre la puerta.Lleva puesto un jean negro, una remera verde y una campera negra, en los pies tiene unos borcegos negros con cordón marrón, el cabello lo tiene atado.—Sin palabras. — le doy un casto beso, en nuestra primera cita sentí mí corazón bombear como loco cuando probé por primera vez sus labios, quiero que ella se mí primera vez en todo.—Tú te ves muy bien — me dice repasándome con la mirada. Mira todo lo que quieras cariño porque todo esto es tuyo, solo tuyo.Mi vestimenta consiste en una camisa azul oscura, un jean negro y mis zapatillas vans, voy sencillo.Tomó su pequeña mano y la guió, ambos bajamos las escaleras, hago una mueca al sentir que sus dedos tocan mis nudillos.—¿Qué? ¿Qué te pasó? — detiene nuestra caminata y obser
Leer más
Capítulo 10.
Abby Wilson.Hace unas horas acabamos de salir de la casa de Isabela y Aron, una pareja hermosa y muy amable, fueron muy atentos conmigo. Me sentí cómoda, luego de la cena, mi padre me llamó para preguntar cómo estaba, cuando terminó la llamada oí que Isabela le decía a Thomas que tenía que decirme la verdad, que soy una gran chica y me pregunto ¿Qué verdad? ¿Thomas me está ocultando algo?Ahora Thomas me está llevando a conocer una cabaña que construyó él con sus propias manos.—¿Qué tienes con los bosques? — Le pregunto al ver que nos metemos donde están todos los árboles. Ya está todo oscuro, solo la luz de la luna alumbra el camino.Ríe.—Me gusta. — se encoje de hombro —. Llegamos.Veo una preciosa y pequeña cabaña a unos metros de nosotros, es de color marrón, está hecha con maderas, tiene una ventana pequeña y un foco colgado, además, tiene algunos escalones.—Ven, entremos — toma mi mano y ambos caminamos hacia la puerta principal, subimos los tres escalones y abre la puerta.S
Leer más