Sin escape ¿Existen los finales felices?

Sin escape ¿Existen los finales felices?ES

Dirzze  En proceso
goodnovel16goodnovel
0.0
Reseñas insuficientes
27Capítulos
720leídos
Leer
Añadido
Resumen
Índice

¿Existen los finales felices? Libro #2 de la saga "Sin escape". Adaeze busca la felicidad que tanto anhela, pero nada puede borrar el pasado.

Leer más
Sin escape ¿Existen los finales felices? Novelas Online Descarga gratuita de PDF

Último capítulo

También te gustarán

Libros interesantes del mismo período

Comentarios Deje su reseña en la aplicación
No hay comentarios
27 chapters
Capítulo 1
-          Adaeze, ¿estás bien?Tantas veces me han hecho esa pregunta que me acostumbré a responder con un “si” a pesar de que era una mentira, pero por primera vez en ocho meses puedo responder sinceramente.-          Sí.La sonrisa en el rostro de la Doctora Christine me da esperanza. La terapia con siempre ha sido maravillosa a pesar de no haber tenido un comienzo sencillo.Aún recuerdo cuando llegué a este lugar y conocí a una morena con el cabello recogido. Me resultaba gracioso ver a una mujer tan baja en medio de dos enfermeros que tranquilamente podrían medir dos metros.Ella había sido quien me dio la bienvenida con una cálida sonrisa y nunca perdió la paciencia cuando tenía ataques de pánico. Aparte de la Doctora Candace, la Doctora Christine resp
Leer más
Capítulo 2
Durante demasiado tiempo pensé que no tendría un futuro, ni motivos por los que vivir, pero después encontré un hombre que me quiere y alguien que me trata como una hija.Tengo tantos motivos para vivir en este momento y sin embargo todavía siento que en cualquier momento todo podría terminar, que los hombres malos vendrán por mí y me encerraran en una jaula el resto de mi vida hasta que decida acabar con todo, cortando mis venas o colgándome de una soga.Esos pensamientos están en mi mente todo el tiempo excepto cuando Adriano viene a visitarme y con su abrazo me transmite todo el amor que siente por mí.-          Te extrañé.-          Yo también te extrañé, Adaeze.Nos separamos para poder mirarnos a los ojos y la sonrisa en sus labios provoca qu
Leer más
Capítulo 3
Dolor, sufrimiento, tristeza y muerte. Esas palabras se repiten en mi cabeza una y otra vez, pero hay momentos en los que esas palabras se convierten en: felicidad, esperanza, paz y vida.Por fracciones de segundo mi mente me grita que lo haga, que simplemente salte al vacío y espere mi trágico final.¿Cuál es el objetivo de vivir mientras sufres todo el tiempo?Todavía no he podido responder esa pregunta, pero he tratado de no pensar mucho en ello y continuo con mi vida. Una vida en la que debo recordarme constantemente los motivos por los cuales no debería saltar.Cada vez que cruzo por este puente he pensado que debería acercarme a la orilla, simplemente a ver el agua del río arrastrando piedras, pero cada ve que quiero acercarme hay algo en mí que me dice que salte. Una caída como esa no me mataría, a penas con unos cinco metros, quizá me lastime, pero estaría b
Leer más
Capítulo 4
Los golpes en mi rostro no paran de llegar y el dolor se vuelve tan agudo que nubla mis pensamientos.Una y otra vez el impacto de su puño en mi piel. Trato de cubrir mi rostro, pero sus golpes son más rápidos que mis aturdidos reflejos y no puedo impedir que me tire al piso mientras no se detiene.Grito con la llegada de cada impacto, pero parece que nadie me escucha y me encuentro tan confundida que sé que debo gritar por ayuda, pero mi voz es casi inaudible.-          ¡Basta, John!Dejo de sentir los golpes en mi rostro y levanto mis manos para cubrirme mientras el aturdimiento provoca que olvide que había pasado para merecer esto.-          Te dije que la próxima vez que dejaras a unas de las chicas medio muertas te echaría de aquí.Leer más
Capítulo 5
Las lágrimas que caen por mis mejillas limpian un poco la sangre, pero al llegar a mis labios lo salado de las lágrimas provoca un ardor debido al corte en un extremo.Trato de parar de llorar, pero el dolor en mi cuerpo produce la sensación de derrota y por más que trato de olvidar lo que acaba de pasar el dolor y la tristeza me superan y solo puedo dejar correr cada gota que cae de mis ojos.Sé que nunca saldré de este lugar, pero hay algo en mí que no quiere aceptarlo y se niega a rendirse a pesar de que mi cuerpo ha dejado de luchar hace tanto tiempo. Mis brazos están tan delgados que una pulsera podría llegar hasta mi hombro sin problema, pero no quiero rendirme, no todavía.Soy un zombi que solo se levanta de este mugriento suelo cuando abren los candados de las cadenas y me llevan a la habitación con olor a cigarro donde debo trabajar cada noche. Ni
Leer más
Capítulo 6
Su aliento con olor a vodka me marea un poco, pero evito demostrar mis sentimientos frente a él.-          Eres tan linda como una muñequita.Su rostro se encuentra tan pegado al mío que nuestras respiraciones se mezclan. Trato de controlar las náuseas, pero en cuanto sus labios se pegan a los míos con brusquedad, dejo que todo en mi estómago sea liberado.-          Niña estúpida, ahora tendrás que limpiar todo eso.Señala con asco hacia el vómito regado por todo el brillante piso de madera bajo mis pies.-          Tienes suerte que esta vez te dejo utilizar un trapeador, la próxima lo harás con tu propia lengua.Trato de contener los jugos g&aa
Leer más
Capítulo 7
-          Listo, chicos tienen todo lo que necesitan frente a ustedes. Quiero que dibujen lo que los inspira a levantarse de la cama cada mañana, no importa si se una persona, un objeto o una mascota.El profesor de pintura sonríe y nos invita a empezar con nuestras pinturas.Observo por unos segundos el lienzo en blanco frente a mí y trato de imaginar lo que quiero pintar, pero desvío mi atención para observar a Adán a mi derecha y noto que de inmediato empieza con su trabajo.-          ¿Dibujarás a tu familia?No voltea a verme, pero responde afirmativamente a mi pregunta con un sonido emitido por su garganta.-          ¿A quién dibujarás tú?-          Supongo que a Husei
Leer más
Capítulo 8
Odio tener que contar la historia de mi vida a personas que no conozco, a pesar de que esas personas solo intenten ayudarme.Cuando siento que por fin puedo ver la luz al final del oscuro y solitario pasillo en el que me obligaron a entrar, para algo que me recuerda lo débil que soy y lo triste que puedo llegar a sentirme cuando no hay nadie a mi alrededor.Verlo subir a ese auto me destrozó el corazón, pero notar las lágrimas en sus ojos mientras se alejaba definitivamente destruyó cada fibra de mi cuerpo y derrumbó mi alma. Traté de contener las lágrimas, pero el dolor de perderlo me conquistó y finalmente las lágrimas comenzaron a caer por mis mejillas.Es la tercera vez que debo despedirme de alguien en mi vida y planeo que no vuelva a repetirse.Cuando vi por última vez a mamá se estaba desangrando en el mugriento piso que compartíamos con ratas y cucarachas, l
Leer más
Capítulo 9
-          ¡Adaeze!El grito con mi nombre llama mi atención y me hace voltear para encontrarme con Husein corriendo hacia mí.Varios mechones de cabello chocan con su rostro, pero parece no importarle y empieza a acercarse poco a poco.Sus ojos no dejan de observarme directamente y por un momento me siento intimidada por su mirada.-          ¿Estás bien?Su pregunta me confunde, pero recuerdo el momento en que caminé a recepción y pedí que llamaran a Husein.-          Me llamaron a decirme que querías verme. No sabía si te había pasado algo y solo tomé las llaves del auto y conduje hasta aquí como un loco.Sus palabras me impresionan y distingo el sudor cayendo de su frente. Parece exhausto, pero no se detiene
Leer más
Capítulo 10
Sus brazos envuelven mi cintura con fuerza mientras su aliento choca en mi nuca. Correspondo a su abrazo y oculto mi rostro en su pecho. Puedo inhalar su aroma y me permito disfrutar del momento unos cuantos segundos más.Husein parece que no quiere separarse, pero levanto mi rostro para poder ver el suyo e intento apartarme para poder enseñarle mi regalo.-          Quiero mostrarte algo.No puedo mostrarme más feliz de imaginar el rostro que pondrá en cuanto vea el cuadro.-          Después, ahora quiero abrazarte un poco más.Con su mano derecha vuelve a acomodar mi cabeza en su pecho y vuelve a abrazarme con fuerza.Río ante tu acción y vuelvo a levantar mi cuello.-          Por favor, déjame mostrarte mi regalo.Me alejo antes
Leer más