Seducida por el Mal

Seducida por el MalES

Lgamarra  En proceso
goodnovel18goodnovel
10
Reseñas insuficientes
57Capítulos
1.8Kleídos
Leer
Añadido
Denunciar
Resumen
Índice

¿Quién diría que su encuentro la llevaría a un mundo muy distinto al que acostumbra? Daila Pettersen es hija única, de familia adinerada que por cuestiones de la vida, la empresa de su padre sufre una caída, que logra desestabilizar la situación de todos. Ella pierde el control, pues no solo su carrera universitaria y profesional cae en picada, sino también su vida social. Gael Clayton es el hombre más narcisista de la tierra, así también el mas devoto con cuestiones del amor. Sin embargo, para su mala suerte, toparse con su alma gemela en el momento menos apropiado no fue lo que esperaba. Su rostro angelical solo es un antifaz, porque realmente es una maniática del trabajo y excesivamente difícil de dominar. Aunque para el Rey del mal nada es imposible.

Leer más

También te gustarán

Comentarios Deje su reseña en la aplicación
No hay comentarios
57 chapters
Prólogo
En un mundo donde lo que en su momento creí eran mitos, fantasías o cuentos contados para asustar a los niños, me encuentro viviendo en ello. Todo este tiempo he vivido una mentira, ilusiones y promesas rotas, amores falsos por intereses de por medio. Creí haber encontrado un poco de humanidad en esta vida tan fraudulenta, pero no. Las personas viven en una burbuja en donde creen que el dinero lo puede todo, y aunque así sea, no es indispensable. Y en este mundo, que es nuevo para mí, creí que era mucho mejor; no obstante, me encuentro con la sorpresa de que es igual que el mío, con diferentes intereses, pero no menos importantes. El poder. Estoy acostada con una fiebre que no es normal en mi cuerpo, los análisis que me había hecho en el laboratorio decían que no tengo nada y, sin embargo, siento que voy a morir. Son las doce de la medianoche, la luna esta está tan arriba que si no estuviera ardiendo en fiebre la disfrutaría. Siento mi cuerpo desprenderse, el crujir de mis huesos me
Leer más
Capítulo 1
DAILA PETTERSEN Coloco la almohada sobre mi rostro, quisiera poder dormir un poco más, sin embargo, eso es imposible. La universidad consume mi tiempo, y las quejas de mi familia ni hablar. Desde que decidí por la carrera de medicina, lo único que han hecho es decirme que es una pérdida de tiempo; pues, el objetivo principal de mi padre es que estudie alguna carrera que esté acorde a la familia, y me sirva como cimiento para heredar la empresa familiar. Cabe destacar, que somos una familia adinerada que se dedica a la fabricación de tecnología avanzada, de alta gama, teniendo sucursales por toda Latinoamérica. Sin embargo, la medicina es una carrera que anhele desde muy pequeña. Fue difícil lograr convencer a mis tutores la oportunidad de poder estudiar dicha carrera; no obstante, me pusieron como única condición, estudiar una carrera más sobre ella, y al terminarla, asistir a la empresa para empezar a familiarizarme con ella. Soy médico en uno de los mejores hospitales y en una ho
Leer más
Capítulo 2
—¿Pensando mucho nuevamente? —la voz del Dr. Murphy llega a mis oídos. No me percaté que quedé sumida a la nada con la vista en algún punto fijo de la pared. —Es lo que he hecho desde que descubrí las millonarias pérdidas que sufre la empresa de mi padre. —Estoy seguro que eso no te importa, pues tienes un empleo asegurado aquí —dice. —No debería pensarlo, pero me preocupa —suspiro—. Pienso en las necesidades que sufrirán si no se soluciona. ¿Crees que soy mala hija? —Eres una excelente persona, una buenísima hija, sin embargo, creo que deberías tomarte unas vacaciones y ayudar a tu familia a investigar. Al menos para que no te presionen. —Tienes razón, no lo había visto de esa forma —respondo, dándome cuenta que he sido muy egoísta con respecto a la reliquia familiar—. Como familia debemos cuidar lo que nos da de comer. Aunque no lo quiera admitir, y a pesar de la presión constante de ellos, hoy día soy lo que soy porque no me privaron del dinero. —Tu eres dueña de tu vida, de
Leer más
Capítulo 3
Siento su respiración en mi cuello, y mi cuerpo automáticamente empieza a temblar y el corazón a palpitar a toda velocidad. —Calma tus latidos —pide susurrando, mientras mordisquea mí piel. Una sensación puntiaguda me sobresalta e intento zafarme, pero soy una simple presa a merced del cazador—. Tu aroma es fascinante—murmura. Mi ceño se frunce al imaginar el olor a hospital que tengo, me da una mirada y puedo observar sus ojos enrojecidos lo cual me alerta aún más y me obliga a gritar. Ya no estoy en posición de hacerme la fuerte cuando esto no es normal, forcejeo, pero nada. Estoy aterrada y atrapada. —Ya suéltala —ordena otra voz, mucho más gruesa y más seductora. El hombre afloja su agarre lo que me permite apartarme a toda velocidad de él. Gracias al cielo que este hombre apareció, sentí que sería alimento de un loco. Suelto un suspiro y seco las lágrimas que salieron de mis ojos sin percatarme. Levanto la mirada para observar a mi salvador y juro que mi corazón empezó a lati
Leer más
Capítulo 4
GAEL CLAYTON Siempre la observaba desde las sombras, la cuidaba, la protegía sin que ella supiese de mi existencia. Tuve idealizadas todas mis vidas, siguiendo la aburrida rutina al pie de la letra por casi mil años, la vi reencarnar en varios cuerpos y sin duda, esta es su mejor versión. Enérgica, inteligente e independiente en su área; como profesional médico es fabulosa, meticulosa, preparada, honesta y sobre todo feliz. También amorosa, cuidadosa, tan gentil y dulce con los necesitados y tan valiente al enfrentar adversidades. La vi afrontar múltiples conflictos familiares, tan positiva y tan pacientemente, leal a su familia, aunque no la apoyen, cordial con todos esos parásitos de su empresa que solo se quieren aprovechar. Se de primera mano que su empresa está pasando por una crisis, y se con seguridad que ella lo solucionará, porque siempre lo hace. No entiendo cómo es que su padre no ve la audacia e inteligencia de su niña. Porque, aunque parezca una mujer hecha y derecha,
Leer más
Capítulo 5
—¿Qué haces aquí? —pregunto al verla apoyada en la pared. —Pues, no te apareces por la casa, entonces he decidido venir a buscarte. —Mala decisión —contesto. Mi peor error fue mantener una relación amorosa creyendo que opacaría a mi Jeze, pero jamás ha funcionado, por lo que se terminó. He tenido mujeres, miles para ser honesto, pero nunca me sentí satisfecho, nunca he mordido la piel de una mujer, por lo que solo se los arrebato como donación y lo bebo en mi copa cual vino fuese. En cambio, Elena siempre ha querido que la mordiera y bebiera desde su piel, pero nunca me ha apetecido hacerlo. Ese acto es algo muy íntimo, solo ocurre con tu pareja, tu alma gemela, y así es como seguirá siendo, porque, aunque no esté con ella, la respeto. No bebería otra sangre que no fuese la de ella. Para los humanos la infidelidad abarca de muchas maneras, especialmente el contacto físico y mental, manteniendo relaciones íntimas con otras personas que no sea tu pareja. Sin embargo, en mi mundo, la
Leer más
Capítulo 6
Estuvimos conversando un par de horas más, informándome los problemas en el Reino, las decisiones tomadas en las reuniones por el consejo, en el cual la traidora de Elena se encuentra. La que considere amiga, consuelo y me llenaba de placer cuando estaba estresado me ha traicionado por el poder. Querer ser Reina es algo que siempre anheló, y poco a poco fue demostrando su verdadero rostro. En mi hogar todos somos familias, nos cuidamos mutuamente, pero ella… ella ha traicionado esa confianza que le habíamos brindado. Todos tienen la libertad de vivir como deseen, de cazar sin matar, de pasear en su forma animal. Sin embargo, muchos no aceptaron esa ley y se marcharon con los rebeldes, mismos que han hecho cosas espantosas en la ciudad sin importarles los sueños que aquellos humanos poseen. Elena fue más inteligente y quiso trabajar desde adentro por obvias razones, y para su mala suerte, aunque el consejo este a su favor, también existe seres en contra de esas decisiones. Era una muj
Leer más
Capítulo 7
DAILA PETERSEN. Sentía que me daría algún infarto en aquel lugar. Esos hombres no eran normales, definitivamente no lo eran. Ingresé como quien huyera de algún depredador a mi habitación, cerrando la puerta con pestillo, para sentirme más segura, corrí para cerrar también las ventanas. Incluso el viento me atemorizaba. Intenté en todo momento ser fuerte, no demostrar lo intimidada que me sentía estar envuelta en situaciones como esa. Destaco que al principio me sentí agradecida con el sujeto que me salvó del maniático extraterrestre veloz, sin embargo, todo se fue a la basura cuando me di cuenta que eran lo mismo, veloz. Algún súper poder en especial tenían porque podían sentir o escuchar el latir de mi corazón, a pesar de que trataba de controlarlo. Y eso no es todo, sentía que podían leer mi mente, por lo que decidí pensar en nada para corroborar, y ¡bingo! No descubrió nada. Por eso, en estos momentos estoy temblando de miedo, tras estas paredes puedo ser la niña asustadiza que s
Leer más
Capítulo 8
—Emocionada con esta cirugía, Doctora —habla mi tutor. Muevo la cabeza en afirmación, de un modo muy feliz, como en todas las cirugías que participé. Ya no somos simples médicos cirujanos, somos profesionales aprendiendo cada día. Una de las enfermeras me ayuda con el traje y luego me coloco los guantes y así, con la sonrisa en mi rostro ingreso al quirófano. La cirugía da inicio, el profesional a cargo es uno de los mejores en el área y por ello es considerado el mejor del país y no solo aquí, sino que también es reconocido por sus mágicas manos y su inteligencia en casi todas partes del mundo. Entre los compañeros nos cuidamos y ayudamos entre sí, a excepción de Camilo, él es de esos que siempre está queriendo acaparar todo; no obstante, siempre sale en segundo lugar en las pruebas implantadas por los supervisores, pues su falta de compañerismo en momentos críticos le ha jugado en contra. Pues aquí todos somos iguales y todos necesitamos de todos para salvar una vida. Pasada casi
Leer más
Capítulo 9
Las irregularidades que muestran estos documentos son bastantes negativos, a decir verdad, Paula tiene razón, esto empezó años atrás y ahora será todo un reto lograr balancear nuevamente en el mundo empresarial. Nuestra empresa ha perdido gran prestigio por esto, perdiendo socios importantes que invertían en ella. —Esto es grave, demasiado grave, padre —susurro, acomodando algunos papeles sobre el escritorio. —¿Sospechas de alguien? —pregunta, posicionando una de sus manos en su barbilla. —Todos son sospechosos —suelto un suspiro—. ¿En serio no tomaste medidas? Me sorprende viniendo de ti. —No confío en nadie —confiesa con un atisbo de vergüenza. Mi padre es sexy y muy inteligente, siempre fue un hombre de negocios y fundó el imperio Pettersen solo. Esto definitivamente no es algo propio de él. —Entonces la mejor opción era que la empresa caiga en ruinas —afirmo con burla. —No pensé que llegase a este punto, Fabricio decía que eran faltantes pequeños. —¿Fabricio? ¿Es en serio p
Leer más